viernes, 25 de diciembre de 2015

Reseña: La Joven Durmiente y el Huso


En la víspera de su boda, una joven reina parte a rescatar a una princesa que se encuentra presa de un encantamiento. Deja a un lado su refinado vestido de novia, coge su espada y su cota de mallas y se encamina con sus criados enanos hacia los túneles debajo de la montaña, que llevan hasta un reino onírico. Una reina capaz de decidir su destino y una princesa en apuros que no es lo que parece.



No podía esperar menos de una novela, aunque fuera ilustrada. Neil Gaiman recoge a blancanieves junto a la cenicienta y realiza una obra cuanto menos inolvidable. No puedo decir que me terminara de encajar esta historia porque a pesar de tener un trasfondo bastante oscuro siento que le ha faltado algo a trama.  

Las ilustraciones son de lo mejorcito y reafirmo mi fanatismo hacia el ilustrado Chris Riddell. Tintas con toques dorados y blancos mortecinos en cada fantástica ilustración. 
Este ilustrador tiene una mano hábil y la portada me parece sublime, con cubierta semitransparente que deja entrever  una tétrica bella durmiente.

Hubo una polémica ilustración que me sedujo y que me hizo pensar que me encontraba ante una historia transgresora y bizarra pero esta ilusión se desinfló tan rápido como como un globo.  Si es cierto que la historia tiene un gran toque feminista, nada propio de los infantiles cuentos clásicos y eso es un gran acierto que cabe destacar. ¡Queremos más princesas guerreras y con agallas!
 
Podemos hablar de una historia con tintes lésbicos pero Neil quiso confundir al espectador y buscar tan solo el efectismo de una imagen más que respadarla con una trama sólida y original.



A pesar de esta crítica me ha resultado una novela gráfica entretenida ya que apela a nuestra conciencia más infantil dándole un fantástico giro final, aunque a mi pensar no fue el giro que yo esperaba.

+ Las ilustraciones

- Esperaba más polémica

 

 

14 comentarios :

  1. Entiendo tus expectativas, yo también esperaba algo más cuando vi la imagen promocional pero igual la historia me conquisto y las ilustraciones me encantaron.
    ¡Feliz navidad Diego!
    Pd: vi la manualidad que hiciste de Medio rey, que bonita te quedó.

    ResponderEliminar
  2. Aunque no suelo leer reseñas sin haber leído el libro antes, he leído tu reseña, porque tengo el libro, y la verdad es que tenía curiosidad.
    Espero que me guste cuando lo lea, pero si ya dices que le falta "algo", pues no se, a la mejor me lo leo con las expectativas menos altas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es expectativas kk baja pero por lo demás es genial.

      Eliminar
    2. Eso es expectativas kk baja pero por lo demás es genial.

      Eliminar
  3. Pese a la pequeña decepción que te ha supuesto en algunos puntos, tengo muchas ganas de leer este libro, la edición me parece preciosa y las ilustraciones me tienen enamorado.

    ResponderEliminar
  4. Queremos princesas guerreras, queremos Espinas Bathus XD A mi me gusto, pero iba sin saber de que iba y sin expectativa. Eso si, necesito tenerlo en físico para la biblioteca Gaiman. Un abrazo^^

    ResponderEliminar
  5. Yo lo disfruté mucho; aunque creo que no soy nada objetivo con lo que a Neil Gayman concierne... todo lo suyo me gusta y no dejo de reconocer que en mí tendrá un seguidor fiel(yo también creo que American Goods es una pasada) for ever¡¡¡ genial reseña¡¡ felices fiestas¡¡¡

    ResponderEliminar
  6. Se ve súper genial, me da mucha curiosidad, y como Gaiman ya es de mis favoritos, me lo apunto :D

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...